LA SOLEDAD DEL CORREDOR DE FONDO

LA SOLEDAD DEL CORREDOR DE FONDO

Cuando el recorrido urbano para ir a comprar se convierte en una ultramaratón con 40 grados a la sombra, cuando caminar por la acera se asemeja a una gymkana, cuando la ciudad termina sin solución de continuidad simplemente porque empieza el campo…. creo que algo falla.

¿Son nuestras poblaciones realmente ciudad o se trata simplemente de contenedores de viviendas? Las abejas duermen en su colmena, salen a trabajar, traen comida y de nuevo duermen ¿Cuál es la diferencia entre ellas y la forma de vida que nos ofrece la mayoría de nuestras ciudades?

Nuestras manzanas, viales, plazas, recorridos, etc… no pueden ser tratados sobre un simple plano en dos dimensiones como si de las celdas de la colmena se tratase, no es un problema de geometría ni de cálculo, la meta no es sólo crear una malla funcional; el objetivo olvidado es que las ciudades son para facilitar el progreso, la relación y el bienestar de sus habitantes; es decir la finalidad es el hombre en sí mismo, no la miel.

Cuando la zona de la imagen la vemos sobre plano, observamos una planificación clásica basada en la zonificación, esa planificación se lleva a la realidad y el resultado es….. lo que salga.

Captura

¿Ha tenido en cuenta la planificación que esa calle tiene pendiente? ¿Ha considerado los 40 grados a la sombra en verano? ¿Es consciente de la lenta evolución del aspecto formal por sustitución de viejas edificaciones? ¿Dónde me paro a hablar con mi vecino? ¿Dónde me siento a descansar un rato?… Todo ello influye en gran medida en que la ultramaratón o la gymkana se transformen en recorridos, en paseos que quiera hacer en lugar de esfuerzos a los que me vea obligado para resolver cuestiones como la de ir a la compra; por tanto salgamos del plano, pisemos el territorio y no olvidemos nuestro norte (el hombre en sociedad).

La planificación tiene un cliente (sociedad) realmente conformista en este aspecto, normalmente asume  sin más lo que tiene y a lo sumo espera que algo mejor llegue algún día, un hecho comprensible para la sociedad por desconocimiento o falta de sensibilización  pero no admisible para el planificador ya que sencillamente no está haciendo su trabajo. Encajar edificabilidad en parcelas y dibujar viales es parte del urbanismo, pero por fortuna su capacidad va muchísimo más allá; ahora que la crisis ha diluido las prisas y borrado de los titulares palabras como especulación, ladrillo o  “todo vale”, ahora que hemos comprobado que ese sistema no era válido ¿no habrá llegado la hora de volver al principio y retomar el verdadero significado de la planificación y el urbanismo?.

  1. Antonio Ángel Clemente García

    Querido Juande, como suele ocurrir con excesiva frecuencia ultimamente, lo cual llega a preocuparme, tengo que manifestar mi total acuerdo con tu artículo, incluso el titular lo considero acertadísimo, sobre todo por sus múltiples connotaciones: corredores de fondo hay muchos y todos estamos solos, no solamente es esa señora que tiene que caminar por la calzada a 40º a la sombra, porque la acera además de ridícula por su dimensión está invadida por el abandono, dramática alegoría de una sociedad que en vez de solucionar el problema lo rodea echándose a la calzada. Los que creemos en los beneficios de la reflexión territorial, unica forma de descubrir la potencialidad del territorio para crear riqueza y calidad de vida, también estamos solos en un entorno que solo valora la improvisación y el “self service” territorial.

  2. Anónimo

    La especulación, el “todo vale”, el ladrillo y el que en España nadie planifique nada y la ciudadanía se dedique a pedirle a su ayuntamiento que corte y elimine de inmediato todo árbol que alcance los 20 cm de diámetro de tronco no se han acabado, están larvados.
    La ignorancia y la falta de educación y de formación de la ciudadanía sustentan éste sistema que nunca jamás va a cambiar.

    • Juan de Dios Moreno Moñino

      De acuerdo en que faltan escuelas como dice Antonio, pero si nosotros (los que de verdad creemos en la planificación) que somos los que debemos transmitir, sensibilizar y hacer comprender pensamos que la situación nunca cambiará… mal vamos; creo que la postura que debemos adoptar es precisamente la contraria.
      Un saludo.

  3. Tòfol Arbona

    …la verdad es que, además, amenudo los planos “bidimensionales” chocan incomprensiblemente con la realidad “tridimensional”!
    Alguien se molestó en ir a recorrer el lugar antes de empezar a dibujar?
    Un abrazo!
    Tòfol

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s